¡Apuren esa causa!

La Cámara Federal le ordenó al juez federal Ariel Lijo que apure los tiempos de investigación de una causa añeja: las presuntas coimas pagadas por... Por Cuarto Intermedio

La Cámara Federal le ordenó al juez federal Ariel Lijo que apure los tiempos de investigación de una causa añeja: las presuntas coimas pagadas por la multinacional alemana Siemens al gobierno de Carlos Menem, en la que tiene pendiente de resolución desde hace meses de las situaciones procesales de varios imputados.

(Cuarto Intermedio – 4 de noviembre de 2011)- Por lo pronto, ya le revocó una prohibición para salir del país de seis empresarios de la parte local del contrato que nunca llegó a concretarse: Orlando Salvestrini, Guillermo Romero, Antonio Solsona, Ricardo Rossi Beguy y Luis Cudmani, todos ellos vinculados con empresas relacionadas con el denominado Grupo Macri.Los seis fueron indagados entre febrero y abril de este año, y pese a que ha pasado desde entonces más de medio año, ninguno tiene resuelta su situación procesal, es decir, no fueron procesados, pero tampoco sobreseídos. Tenían, eso sí, una prohibición de salida del país, y la mayoría son empresarios que suelen viajar al exterior, lo cual implicaba en los hechos una suerte de “pena anticipada” que la Cámara corrigió.En esa resolución, el tribunal le urgió a Lijo que se adecue a los “plazos indicativos” que otorga la Justicia, que en el caso de imputados sugiere determinar la situación procesal dentro de los diez días hábiles posteriores a la indagatoria.La “Causa Siemens” estaba muerta. Pero los propios directivos de la multinacional  aportaron documentación en la que reconocen el pago de coimas, y pericias complementarias ratificaron esa presunción.  Siemens se alzó de manera supuestamente irregular con la licitación para la renovación de los DNI, por unos 1.200 millones de dólares, en 1998, cuando Carlos Menem ya estaba emprendiendo la retirada.